Salsa básica de chocolate

El chocolate es algo que nos gusta a casi todos los humanos del planeta. Sin embargo, el que compramos suele estar lleno de endulzantes y algunos otros químicos venenosos. Sí, incluso los que tienen porcentajes altísimos de cacao y aseguran estar endulzados de forma natural. Para salir de la duda, basta con leerles los ingredientes y sorprenderse.

Como yo soy una de las que se declara amante del chocolate, y no quiero renunciar a él por venenoso, he hecho lo posible por aprender a prepararlo en casa de forma saludable.  Hasta ahora, en mi repertorio de recetas, existen 2 formas para preparar una salsa de chocolate que, según yo, pueden ser consideradas saludables.

La primera opción

Se trata de hacer una mezcla de aceite de coco derretido, cacao en polvo y algún endulzante (preferiblemente líquido). Las cantidades de los ingredientes pueden variar, dependiendo que tan amargo o dulce quieras la salsa. Para mí, después de muchas pruebas y errores, una buena combinación se logra con:

  • 1/2 taza de aceite de coco derretido
  • 2-3 cucharadas de cacao en polvo
  • más o menos 1 cucharada de miel o jarabe de maple. Aunque a veces, ni le pongo endulzante.

Si te gusta mucho el sabor que queda de la combinación, puedes usarla también para hacer bombones, o cualquier otro tipo de preparación chocolatosa que requiera refrigerar. Al estar en la nevera, el aceite de coco va a adquirir forma sólida, lo que puede resultar muy útil.

La segunda opción

A mi gusto, es la que queda muchísimo más rica y tiene todas las aplicaciones que le permita la imaginación. Claro, prepararla toma un poco más de tiempo y cuidado, pero nada que no valga la pena.

Los ingredientes:

  • 1 tazas (125 g.) de manteca de cacao o aceite de coco derretido
  • 1/2 taza (63 g.) de caco en polvo tamizado. Si se decide agregar saborizantes en polvo (vainilla, canela, pimienta,…), se mezclan con el cacao. Conviene tamizarlos para evitar grumos
  • 1/2 taza (63 g.) de endulzante saludable líquido. El que mejor queda es el jarabe de maple, aunque a veces uso miel

chocolate-con-nuez_opt

La preparación:

  • En una olla o recipiente de vidrio, a baño María, a fuego muy bajito, se pone a derretir la manteca de cacao o el aceite.
  • Cuando esté derretido, poco a poco, sin quitar la olla del baño María (aunque ya se puede apagar el fogón), se va agregando el cacao. Siempre revolviendo muy bien y asegurándose de que la mezcla se incorpore de forma homogénea.
  • Por último, se agrega el endulzante y se mezcla de forma vigorosa para tener una salsa brillante y homogénea.

A tener en cuenta:

  • El fogón siempre debe estar con la temperatura al mínimo. Subir la temperatura para terminar más rápido no trae mejores resultados. Si se tiene vitrocerámica los #2-3 son una buena posición.
  • Es importante respetar el orden en que se incorporan y mezclan los ingredientes. Primero la parte grasa, luego el polvo, por último, el endulzante.
  • Cuando los ingredientes se incorporan a la mezcla, deben estar siempre a temperatura ambiente o tibios. Si alguno está frío, puede dañar la textura de la salsa y el resultado final.
  • No le debe caer agua a la salsa para que el chocolate no pierda su brillo.
  • Cuando el chocolate se enfría se endurece, para derretirlo de nuevo debe hacerse al baño María.

Después de tener la salsa hecha, lo que sigue depende de tí. Dale vuelo a tu imaginación creando cosas deliciosas 🙂

1 comentario en “Salsa básica de chocolate”

  1. Pingback: Brownie con frijolitos negros - Ana Saludable

Deja un comentario

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies