Torta de manzana

La verdad es que esta receta no es de mi inspiración, la ví en la página de Facebook de mi querida colega The Nat Mix y fue como amor a primera vista, inmediatamente quise intentarla. Estuve tan de buenas, que justo en esos días teníamos un compromiso con amigos, no podía haber mejor razón para hornear un rico pastel que compartirlo con gente querida. Así que, me puse manos a la obra. Por supuesto, a la receta original le hice un par de mínimas modificaciones (es algo que no puedo evitar). Aquí les dejo mi versión:

Los ingredientes:

  • 1 ½ taza de harina de avena
  • ¾ de taza de azúcar de coco, o cualquier otro endulzante natural
  • ½ taza de coco rallado sin azúcar
  • ½ – 1 taza de almendra (o la nuez de tu preferencia) picada en trozos grandes
  • 2 cucharaditas de bicarbonato de soda
  • ½ cucharadita de canela molida
  • ½ cucharadita de vainilla en polvo, también puede ser en extracto
  • ¼ de cucharadita de nuez moscada molida
  • ¼ de cucharadita de clavo de olor molido
  • 1 manzana, sin corazón, cortada en rodajas. Se usa para decorar el fondo del molde, dependiendo el tamaño del molde puede que se utilice más o menos manzana
  • 3 huevos (para una versión vegana, se pueden sustituir por 2 bananos maduros o 6 cucharadas de chia hidratada)
  • 1 manzana rallada
  • ½ taza de aceite de coco derretido

El procedimiento:

  • Lo primero, es poner a precalentar el horno a 180°. Mientras el horno llega a su punto, en un tazón grande, se mezclan bien todos los ingredientes secos.
  • Luego, poco a poco, se van agregando los ingredientes húmedos (manzana rallada, huevos, aceite de coco), revolviendo muy bien después de adicionar cada uno de ellos.
  • Cuando se tiene la mezcla lista se alista el molde. Si es necesario se engrasa (preferiblemente con aceite de coco), o se le pone papel encerado en el fondo.
  • En el fondo del molde, se ponen las rodajas de manzana sin corazón. Posteriormente, se vierte en él, sobre las rodajas de manzana, la mezcla de la torta.
  • Se hornea por aproximadamente 20-30 minutos (el tiempo depende de cada horno), o hasta que la torta esté dorada.

Está facilísima de hacer y quedó muy pero muy rica.

Nosotros, además, le adicionamos una mermelada de dátiles, total inspiración del amorcito, que quedó increíble.


Ahora es tu turno. Si la haces, compártenos cómo te quedó 😉

Deja un comentario

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies